viernes, 29 de noviembre de 2013

Mini Tartas de manzana y toffee


Exquisitas y preciosas tartitas de manzana y toffe... Riquísimas, sabrosísimas y muy de ahora.. pegan todo con estos preciosos día lluviosos, ventosos, fríos... Apetecen mucho. Mmmmmm

Hace ya un tiempo que las ví en la web de Bakerella (ya he dicho anteriomente que esta mujer es tremendamente buena haciendo cosas... ) pero no encontraba tiempo para hacerlas... y bueno, hoy tampoco he encontrado tiempo, pero las he hecho igualmente!!! 
Las tengo que repetir, con más clama, con más tiempo... porque están de vicio!! y seguro que haciendolas con calma no son tan... tan "laboriosas".

La anterior receta del blog, la de la tarta fácil de manzana, como comenté, era una tarta muy muy rica, pero sobre todo muy muy fácil...

Esta tarta, para mi gusto, y el de Fon y el de Estefanía, es mucho más rica. Tiene un sabor más profundo, es más sabrosa... más especial. Se le nota casera 100%... pero no es taaaan fácil como la otra. Bueno, si es fácil, pero es más laboriosa de hacer...

Pero he de repetirla, como he dicho con calma, para poder apreciar bien el trabajo que lleva. Porque me he puesto ha hacerla entre semana, a las 12.30 del mediodía, con la pequeñita por ahí reclamando atención... y comida. Y los tiempos no eran los de la receta original... eran más largos, entonces llegaron los mayores del cole, darles a todos de comer, vigilar que no se me pasara el toffee, mientras masticaban, poner a macerar las manzanas, luego, una vez habían terminado de comer preparé con todo el cariño que pude y con más prisa aún la masa... porque claro, yo quería comer esa tarta de postre! Ya tenía claro que los niños no la podrían probar de postre de la comida... pero yo SI. Al horno, al cole, corriendo a casa para sacarlas del horno... y a disfrutar!!!! Uffff.... pero qué estres!!!!! Me comí una enterita, me lo había ganado. Bueno, le di a probar a Fon una pizca....
Por la tarde, a la salida del cole... tomamos entre todos la que quedaba... 
ES PEC TA CU LAR

Mucho más rica la segunda, reposada, que la primera. No se porqué creí yo que calentita estaría más rica... pero no... Mmmmmmmmm Mi chiquitina se volvió loca con ella. Qué manera de comer! 

Jajajaa

Bakerella, una vez más, nos ha dado una receta de rechupete. Gracias. :)

Aquí os va la receta tal cual yo la hice, con mis tiempo reales y con el orden de cómo deberían hacerse las cosas.
En la original, Bakerella hace 4 mini tartas... yo solo hice 2. 
Simplemente utilicé la mitad de los ingredientes que indico a continuación. (Ya sabeis... me gusta probar recetas nuevas, pero por si acaso, siempre hago la mitad... para no tirar ingredientes en caso de salir algo mal....)

Ingredientes toffee:
  • 1/4 taza mantequilla
  • 1/2 taza azúcar moreno
  • 1/2 taza azúcar blanca
  • 1/2 taza nata para montar
  • 1 cucharadita extracto vainilla 
  • 1/2 cucharadita sal

Ingredientes Relleno:
  • Manzanas, peladas y "fileteadas". Cantidad... yo usé 3 pequeñas
  • 1/4 taza azúcar blanca
  • 1 cucharada harina
  • 1 cucharada zumo limón

Ingredientes Masa:
  • 2 tazas harina
  • 1/2 taza mantequilla fría cortada en dados
  • 1/2 cucharadita sal gorda
  • cucharada azúcar
  • 2 yemas
  • 3 cucharadas agua fría
  • Nata para pintar las tartas

A ver, con tiempo, y sin criaturillas hambrientas merodeando la cocina, lo suyo sería empezar con el toffee. En un cacillo, a fuego medio, poner la mantequilla. Que se vaya derritiendo. Sin esperar a que se derrita del todo, añadimos los azúcares. Y remover y remover de vez en cuando, durante casi 20 minutos. Hay que pasar de una masa granulosa a una lisa.  

En este tiempo, podemos ponernos con las manzanas, el relleno, vamos. 
En un bowl, mezclamos el azúcar, la harina y el zumo y le añadimos las manzanas laminadas. Lo mezclamos todo con cuidado de no destrozar las manzanas. Parece imposible al principio que todas se impregnen de esa mezcla de harina, pero poco a poco van soltando su jugo y todo se hace muy fácil. Las dejamos ahí "macerando".

Seguimos dando vueltas a la mantequilla y azúcares. Ya casi están. Si todavía no lo están, nos ponemos con la masa:
En otro cuento ponemos la mantequilla fría cortada en dados junto con el harina, la sal y el azúcar. Lo amasamos con los dedos. Es muy fácil. en un par de minutos lo tenemos. En un vaso mezclamos las yemas (yo solo mezclé una, que hice la mitad) y el agua. Lo mezclamos a la masa. Y amasamos un poco más con los dedos. Fácil. Hacemos una bola que dividimos en 2. Podríamos dividirla en tantas como queramos, o incluso en ninguna. Las aplastamos un poco y a la nevera. 

El azúcar ya estará perfectamente derretida con la mantequilla. Añadimos la nata y removemos mucho, mejor con varillas, hasta que esté todo perfectamente mezclado. Esto lleva unos minutos. Por un momento creí que me tenía que rendir, porque se crearon unas bolas tremendas... eso no eran grumos... qué tamaño! Pero con las varillas y moviendo bien, todo se unió y quedó una suave crema. Por cierto... no he comentado cómo va a oler la cocina a caramelo... Impresionante. Subimos un poco el fuego y lo cocemos 10 minutos. Moviendo de vez en cuando. Lo retiramos del fuego,  y en un par de minutos le añadimos la vainilla. Removemos bien. Esto ya está.

Calentamos el horno a 180º. Y como hago siempre, calor arriba y abajo con aire. 

La masa también estará. La sacamos de la nevera y, sobre una superficie enharinada, la estiramos. Con forma redonda. Colocamos las manzanas en sus bases recién estiradas. Tres capas de manzanas, para ser exactos. Recordad que eran finas... 

Corté los bordes de la masa con un cuchillo


Vertemos un par de cucharadas del toffee,cerramos los bordes, los pintamos con un poco de nata... y al horno!


Mmmmm toffee mmmm

seguro que las próximas las cierro mejor

Listas para el horno.... qué ganas qué ganas...

Nada malo puede salir de aquí...


En 35 minutos estarán listas. O por lo menos las mías, de unos 18 cm de diámetro. También hubieran estado listas en 30 minutos, pero la receta original hablaba de 35-40 minutos... igual ella no usó aire...

Nota: hay que prestar más atención al tema del cierre de las tartas. Hay que cerrarlas bien. Porque mirad lo que me pasó:


Se salió el toffee de una de ellas...

Oh...

Oh...

A ver... tampoco es para tanto, sólo se perdió un poco de dulce y delicioso toffee... oh....

Bueno, hay que reponerse... es mi primera vez, lo he hecho a la vez que daba de comer a 3 fierecillas, acostaba a otra y les llevaba al cole... no está tan mal... 

Una vez recuperada del susto, y retirado el toffee sobrante de las mini tartas, quedaron tal que así:




RICO RICO RICO RICO

Mamma mia!

Vaya cosas bonitas... en este momento me da rabia haber hecho solo media receta...

Qué pintaza! qué olorazo! qué ganas de probarlas!!!!





Impresionantes. No defraudaron. 

La masa buenísima. Y la manzana con el toffee... espectacular. A pesar de lo que pueda parecer, en absoluto empalaga. Ay qué ricas. 

Y como ya dije antes... más rica reposada que templada. Ay, ay, ay... solo de recordarlas... Mmmmmmmm

Desde aquí le doy las gracias a Bakerella, porque esta receta es impresionante. 
Y desde aquí os digo a todos, que si tenéis un ratín, que lo intenteis, que merece la pena. De verdad... de la buena... y ya metidos en faena, haced la receta completa. Hacedme caso....




Con estas cantidades me sobró algo de toffee, y como estaba rico no me apetecía tirarlo. Rápidamente pillé una cubitera y la rellené con toffee... bueno, rellenar, rellenar, tampoco. 
A ver qué pasa! jejeje




Simplemente los dejé ahí... como hace tanto frío, ni los mentí en la nevera... la verdad. 

Cuando volvimos a casa por la tarde los desmoldé. Salieron sin problemas al dar la vuelta a la cubitera. Como para no... con la de mantequilla que llevaban... Jajajaa

Y a catarlos... Pues muy ricos. Blanditos. A prueba de dentaduras postizas!!!! No se pegan. Y el sabor es el de Werther's Originals. Muy ricos. Me alegro de haber hecho estos caramelitos. 




Según yo ponía toffees, Isabel los iba retirando. Jajajaja estas fotos las he podido hacer de milagro!

Resumen: La próxima vez haré la receta completa, pondré más toffee sobre las manzanas y así no creo que sobre. Pero aún si sobrara, no me importa. Es comestible! jajajaa



A saborear el otoño...











martes, 26 de noviembre de 2013

Tarta fácil y rápida de pera


Esta vez traigo una receta riquísima, facilísima y rapidísima. Más no se puede pedir. Ah si! barata. Además es barata.

Se la pasó un amigo a mi madre, y desde entonces no hay comida que se escape. 

La receta original es la de manzana, pero como ya llevamos unas cuantas de esas, en esta ocasión la he hecho de peras. Por cambiar. Por probar. Por... porque si...

Si sois de los que siempre tienen un paquete de hojaldre en la nevera, esta tarta os puede salvar de una visita de última hora, o de una invitación de última hora... 

La gente suele tomar estas tartas con un poco de helado. 
Yo no. Yo, la verdad, las prefiero solas. Porque me gustan mucho. Y quiero saborearlas.  Y además, el helado que se suele poner no me gusta (vainilla, mantecado...)


Ingredientes:

1 lámina redonda de hojaldre (Rana va muy bien, es muy buena)
Manzanas o peras
Mantequilla
Azúcar
Canela
Un poco de mermelada de albaricoque para pintar


Calentamos el horno a 180º con calor arriba y abajo y aire.

Untamos con mantequilla el molde (redondo si la masa es redonda) y extendemos el hojaldre. Lo pintamos con más mantequilla, esta vez derretida. 
Pelamos y troceamos en gajos la fruta (ni muy finos ni muy gordos) y los colocamos sobre la masa extendida y enmantequillada. Lo más bonito posible. Ya que la tarta es tan fácil... perdamos aquí 1,5 minutos... Merece la pena...

Por último espolvoreamos bien de azúcar y un pizca de canela por encima. Y unos trocitos de mantequilla repartidos por toda la superficie. 
Y ya está!!! Fácil, no???

Bueno, no está... falta hornearla...

Al horno. En mi caso en la segunda altura empezando por abajo. Unos 40 minutos.

Lo sacamos del horno y lo pintamos con un poco de mermelada... esto es más que nada para darle brillo... el sabor es el de la fruta horneada.



Y ya está. Más fácil, con un resultado tan rico, no creo que exista!




Nosotros la servimos directamente en el molde, que es mono y no canta... pero colocando un papel de horno sobre la fuente, en vez de la mantequilla, y encima el hojaldre, nos permitiría desmoldar la tarta sin ningún problema y presentarla sobre la fuente que quisiéramos...


Terminamos de comer. Es la hora del postre. 

Bieeeen.

Mmmmm 

Se sacó del horno justo cuando nos sentamos a comer, de forma que aún estaba tibia cuando la comimos... muy rica. Muy muy rica. Yo sola. Sin helado.



Pero para todos los demás... ahí va, con una bolita de helado de vainilla... o mantecado, no se lo que era... 



Esta fue la primera vez que la probábamos de pera. Hasta ahora siempre habíamos sido fieles a la receta original, la de manzana, y es la hora del veredicto:

Gana la manzana.

Esta tarta estaba muy muy rica. Pero la de manzana muy muy muy muy muy rica. Jajajaa 
Gana por dos "muy".

Vamos, que tampoco nos importaría volver a tomarla de pera... pero la repetiré de manzana! ja

Esta tarta no admite excusas.

De nadie. 

Hay que hacerla. 



Ya me diréis!!!!


lunes, 18 de noviembre de 2013

La Ermita de San Pedro

Hoy no hay receta.

Ohhhhh... por qué? por qué?? hoy un post sin receta??

Buaaa buaaaaa....

Pues si, hoy sin receta.
Ocurre que Hally ha ido de excursión con el cole y estoy tan flipada con lo bien que se han portado (los visitantes no, los visitados, jajajaa) que no he podido callarme.

Con la excusa de aprender hábitos saludables en las comidas (además del respeto entre compis y otras cosas que no recuerdo que son iguales en todas las salidas) el cole ha organizado una excursión de mañana a la Ermita de San Pedro.

Resulta que muchos de sus compis no tenían ni idea de qué sitio era ese (y cuando digo compis me refiero a sus madres), pero nosotros si que lo conocíamos. Somos fans de su flan de queso. Y del de chocolate. Y de los yogures. 

MMMMmmmmmmm

Son ricos ricos ricos. Aunque también hay que decir que no son baratos, no son baratos, no son baratos.

En fín, en plan broma le comenté a Hally justo antes de dejarle en el cole, que dijera que somos 5 en casa... que con un flan (pensando que un flan caería) no daba para todos.... 

Y qué alegría fue verle llegar a casa con esta caja!!!!



Vale, la caja venía cerrada y todos estos tarros dentro. 

Flan que queso, flan de chocolate, arroz con leche, yogur y delicia de limón. 5!!!

Jajajajaaaa

Rápidamente me aclaró el niño: 
-Mamá, no les he tenido que decir nada... nos han dado esta caja a cada uno! sin decirles nada! Y vienen 5! me pido el flan de chocolate!-

Imaginaos la cara de felicidad y de satisfacción de Hally.... Le habían dado lo que más le gusta y además otros 4 sabores para su familia... El niño más feliz del mundo.

Es o no es como para dedicarles todo un post a ellos???
Gracias Ermita!


Una vez probados estos 5 postres diferentes, he de decir que, sin duda, el más rico es el único que no conocía: Delicatessen Delimón



Una riquísima mousse de limón... dulce pero un punto ácido... perfecta. Riquísima. 

Ahora, si el flan de queso no es barato... he de advertir que esta delicatessen es cara. Lo he buscado en el super... y me he asustado!


Lo dicho, los de La Ermita se han "portao". Alumnos y profes encantados. Y las madres ni os cuento.
¡Viva, viva, viva la Ermita!

A ver cómo hago para que también vayan los de 3º....

En serio, los flanes son riquísimos y lo de limón también. Por caro que sea, una vez al año no hace daño.... si no lo conocéis, no os quedéis con las ganas... hacedme caso... compradlos... son muy ricos.

jueves, 7 de noviembre de 2013

Arroz delicias




Arroz delicias a secas... porque ni 3 ni 4 ni 5... las que se quieran poner. Así que arroz delicias a secas...

 8 y cuarto de la noche... preparando baños... ay!!! y hoy qué les doy de cenar? ayer cenaron croquetas, antes de ayer pasta, el anterior salchichas, hoy han comido pesacado... AH!!!! 
Deberían tomar una tortillita francesa, que es sana y hace tiempo que no toman huevos... pero están de ella hasta la torre Eifel! Mmmmmm ... tic tac tic tac... qué les preparo de cena! 

ARROZ! Ja!

Con el arroz da gusto... según con qué lo mezcles... se hacen cosas completamente diferentes. En esta ocasión le añadí tortilla francesa, guisantes.... y una pechuga de pollo que apareció a última hora por la nevera... Cena rica, completa y lista en un plis!!

Y, dependiendo de lo que haya ese día en casa, cada vez es un arroz delicias diferente... genial!!!


Ingredientes:

1 vaso de arroz
Limón
2 huevos
Guisantes (en esta ocasión de lata)
Filete pollo
Aceite
Sal
Agua


Empezamos por el arroz... Agua a hervir con sal. Abundante agua. Cacerola grande.
Cuando esté hirviendo, echamos el arroz. Y removemos con una cuchara de madera. Hasta hace poco esto era todo lo que hacía cuando cocía arroz... y me quedaba siempre bastante... mazacote. PERO ya tengo el truco para que esto no pase. Me lo ha enseñado mi madre, que siempre le quedan los arroces perfectos. Añadir un chorro de limón al agua y al arroz en este momento. Hacedlo. Bueno, igual ya lo sabíais o lo hacéis de tal forma que os queda bien y no lo necesitáis...
En 10 minutos el arroz estará listo. Por lo menos el SOS que uso yo....
Colamos, pasamos por agua fría y reservamos. 

En los 10 minutos que tarda en cocerse el arroz, ponemos chorrito de aceite en una sartén y con los huevos batidos hacemos una tortilla. Cuando esté hecha, la reservamos y partimos. O solo reservamos y partimos luego. En esa misma sartén podemos hacer la pechuga de pollo. 

Ala. Ya está casi la cena.







En una sartén amplia, con un chorrito de aceite calentito, echamos el arroz, los guisantes, la tortilla troceada y el pollo cortado. Un par de minutos.... o ni eso... una par de vueltas para que todo se mezcle bien... y al plato. 




Mmmmmmm rápido, fácil, a todos gusta, y con ingredientes de andar por casa. 
Mañana se cambia el pollo por jamón, los guisantes por calabacín (pero entonces habría que cocinarlo antes) o por judías verdes, puede echársele de tooooodo. 



Vivan lo arroces delicias